Entrenamiento, Vitae, Pilates, Cervicales, Dolor

¿Quieres saber cómo mejorar el dolor crónico cervical?

¿Tienes dolor cervical crónico? este blog es para tí.

Muchas veces asociamos el dolor crónico cervical a la necesidad de reposo, y estamos completamente equivocados.

El dolor crónico no posee una función protectora , y más que un síntoma, se considera una enfermedad. Se asocia con el dolor neuropático, el cual existe una alteración de la transmisión de la información nociceptiva a nivel del SNC, alterando la modulación del dolor a nivel de la hiperalgesia (Ferrandiz, M). Es lo que conocemos como una sensibilización de la vía del dolor, o una huella y lo que sucede es que tenemos menor umbral del dolor ante los estímulos, incluso llegando a la alodinia (dolor en ausencia de estímulo).

¿Qué podemos hacer ante esto? Desensibilizar el sistema ¿Cómo? Mediante ejercicio.

Sí, efectivamente. Nada de quedarse tirado en el sofá pensando que eso es lo que mejor le va a tu dolor crónico, porque no es así. De echo, seguro que eso ya lo has probado, y el dolor persiste. Pues es hora de cambiar de estrategia ¿no?

Pero es cierto que no vale con comenzar a realizar cualquier ejercicio. Lo primero que debes de hacer es desensibilizar esa vía de dolor, y para ello deberás de hacer ejercicios específicos de “skill training” bajo la supervisión de un experto; una vez que aprendas a ejecutarlos, formarán parte de tu mochila en el día a día y comenzarás a realizarlos en tu casa. Con unas dos veces a la semana ya notarás el resultado, tranquil@! Sabemos que el tiempo es un bien preciado, pero tu cuerpo se lo merece.

También habrá que fortalecer la musculatura, que se encuentra inhibida a causa de ese dolor crónico y probablemente a causa de las malas posturas del día a día: ¿te has hecho un análisis postural? ¿Sabes que por cada 2,5cm que adelantas tu cabeza del eje pasa a pesar 5Kg más? (Kapandji, 1992). Y todo ese peso tiene que soportarlo tu cuello: pobrecito!

El entrenamiento ocular, cambios en los hábitos diarios, aprender a respirar de manera eficiente, todo esto son herramientas que te harán mejorar en tu dolor de cuello.

Y si piensas que lo tuyo no tiene remedio porque tienes hernia cervical, artrosis, rectificación, espondilolistesis….pues estás de suerte porque varios estudios han demostrado que no existe relación directa entre estas lesiones y dolor. Es decir, que habiendo lesión puede no haber dolor y habiendo dolor puede no haber lesión…lo que sí se sabe es que el entrenamiento adecuado de la musculatura relacionada y la mejora de los hábitos posturales es beneficiosa para los problemas cervicales y el dolor cervical.

Así que si te molesta el cuello habitualmente cambia hábitos y haz ejercicio.

¿Quieres saber cuáles son los ejercicios más indicados para el entrenamiento cervical? Estás de suerte. Apúntate a nuestra formación on-line sobre entrenamiento cervical AQUÍ 

Sonia Blanco

Experto Universitario en prevención de lesiones y readaptación físico-deportiva

PMA®CPT Nº11285

CEO Pilates Vitae

CEO Pilates Vitae Escuela de Formación

Pablo García

Grado en CAFD y Maestro de Educación Física

Experto Universitario en prevención de lesiones y readaptación físico-deportiva

PMA®CPT Nº14285

Metodología Pilates Vitae Escuela de Formació